Hospedarse cerca del aeropuerto es estratégico. La proximidad te permite maximizar el tiempo de descanso entre vuelos, y la oferta de servicios y comodidades en los hoteles cercanos hace que cada estancia sea eficiente y relajante.

Responder